Saltar al contenido

Mantenimiento de cerraduras

Mantenimiento y reparación

Es importante saber que, como con todo sistema mecánico, es necesario realizar un mantenimiento de cerraduras, y en algunas ocasiones ajustes para el buen funcionamiento de las mismas.

Le podemos asegurar que el 30% de las averías son por falta de mantenimiento y de engrase.

¿Cuál es el mantenimiento básico de una cerradura?

  • El engrase de las cerraduras es uno de los temas más importantes a la hora de mantener el mecanismo a punto, pero es importante saber cómo engrasarla y sobre todo con qué producto, no es la primera vez que vamos a un domicilio de un cliente y tenemos que limpiar los bulones de la cerradura con estropajo debido a un engrase con aceite de oliva. Nosotros recomendamos lubricantes especiales para cerraduras que no contienen aceite, en mi caso uso una marca bastante buena WD40 y muy conocida.
  • Apriete de tornillos flojos, que con el tiempo se van soltando y pueden ocasionar desajustes de la cerradura o roces de la misma.
Mantenimiento de cerraduras

¿Cómo engraso el mecanismo de la cerradura?

El mantenimiento de cerraduras es simple, y con hacerlo una vez al año dependiendo de la marca es suficiente.

Para ello debemos echar las vueltas a la cerradura con la puerta abierta, siempre y cuando nos los permita la misma, y con nuestro lubricante y un trapo debemos limpiar los bulones o petacas quitando toda suciedad de los mismos.

Reparación de cerraduras

En algunas ocasiones es bueno bajar la manivela y por el hueco del resbalón echar un poco del producto en la cerradura, pues con el calor de las calefacciones suele quedarse seca la grasa consistente que echan algunos fabricantes en sus cerraduras.

¿Cómo engraso un bombillo?

Depende a quién preguntemos nos dirán que con grafito o con WD40, en mi caso me decanto por la segunda opción, pues el gafito mancha mucho y además ya no podremos después echarle lubricante.

La forma de engrase es sencilla, se echa un chorro de WD40 en la llave y se mete y se saca repetidas veces en el bombillo.

¡OJO NO MEZCLAR GRAFITO Y LUBRICANTE!

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver Política de cookies
Privacidad
Llámenos